Consejos para conducir con niebla


Las temperaturas bajan y aparece en las calles y rutas la neblina. Si vas a viajar en auto o moto, es importante tener en cuenta estos consejos.

  • Mantener encendidas las luces bajas: antes de salir se debe tener la precaución de encender las luces bajas. De esta manera, tu vehículo será visto por otros. Si tenés faros antiniebla, no dudes en encenderlos también.
  • Reducir la velocidad de tu auto o motocicleta: de este modo tendrás más tiempo para reaccionar en caso de algún imprevisto.
  • Utilizar los espejos retrovisores: te ayudarán a controlar el movimiento de los vehículos que vienen atrás. Por otro lado, no olvides señalizar, por medio de los faros traseros, los cambios de carril (guiño) o cualquier otro movimiento que tengas que realizar.
  • Buscar apoyos visuales: ver a través de la niebla suele ser complicado, por eso se debe procurar hallar siempre un punto de apoyo visual: la línea central (amarilla), líneas laterales (blancas) y ojos de gatos. En caso de que no encuentres un punto de apoyo, intenta guiarte con la banquina.

  • No te “pegues” al vehículo que va adelante: si no guardas la distancia de seguridad, en caso de una frenada repentina o brusca, te verás imposibilitado de realizar alguna maniobra defensiva.
  • Procura encontrar apoyos auditivos: evita todo lo que pueda desviar tu atención. Las conversaciones, la radio y el cigarrillo pueden cortar la monotonía en situaciones normales, pero cuando hay niebla pueden distraerte. Se recomienda tocar la bocina de vez en cuando para alertar sobre tu presencia a peatones y otros vehículos. Además, hay que permanecer atentos a señales sonoras de los demás vehículos, bocina, motor o sirena.
  • No utilices la baliza: es muy común que los conductores utilicen las balizas cuando están cruzando un banco de niebla, pero confunden al resto de los vehículos, ya que indican que el vehículo está detenido.
  • Si necesitás detenerte por algún problema o desperfecto: encendé las balizas, abrí el baúl y el capó, colocá la baliza “triángulo” de emergencia a unos 40 pasos de tu vehículo. Para el caso de las motocicletas, dejá la moto en marcha y las luces encendidas. Si la moto tiene baliza, activala. De lo contrario, usar el guiño hacia la derecha. Bajo ningún caso te alejes del vehículo.
  • Una vez superado el banco de niebla: apagá tus faros antiniebla cuando ya puedas visualizar el camino. En muchas oportunidades mantener los faros antiniebla encendidos cuando no es necesario, confunde a los vehículos que van detrás.

Fuente: www.lavoz.com.ar

Comentarios

Tu email nunca será divulgado.
Campos obligatorios están marcados con *